Beato Jorge Preca

(1880 - 1962)



por Anthony Cilia, O.Carm
.





EL 8 de mayo del 2001, Juan Pablo II, al regreso de su viaje de Siria, se passó en Malta para beatificar, el día siguiente, a Don Jorge Preca. ¿Quién es este maltés que después de cuarenta años de su desaparición es reconocido por la Iglesia por sus virtudes heroicas? ¿Cuál es su unión con la Orden Carmelita y qué nos enseña como hijos del Carmelo?


Don Jorge nació en Malta el 12 de febrero de 1880 en una familia de 9 hijos, muy devota y ejemplar. Vivía en Valletta, a pocos pasos del Santuario de la Virgen del Carmen. De niño, según la costumbre del tiempo, Jorge fue incorporado a la Familia Carmelita con la imposición del Escapulario. Fue un niño muy vivaracho, tanto que una vez, a la edad de cuatro años, estuvo en peligro de ahogarse. Aquel día, el 16 de julio, fue salvado, como él mismo contó, por la intercesión materna de la Virgen. Joven todavía sintió la vocación por el sacerdocio y entró en el seminario mayor para iniciar sus estudios filosóficos y teológicos. Fue ordenado sacerdote el 22 de diciembre de 1906.

Apostolado

En los primeros meses de 1907, el joven Don Jorge, apenas ordenado sacerdote empezó su misión reuniendo a su alrededor y formando un pequeño grupo de jóvenes veinteañeros, imprimiendo en su corazón los principios morales, el temor de Dios y la conciencia del infinito amor que Dios nutre por la humanidad. Ellos constituyeron el primer brote de la Sociedad Doctrina Cristiana, dicha comúnmente MUSEUM, letras iniciales de "Magister, Utinam Sequatur Evangelium Universus Mundus" ("Señor, que el entero mundo siga el Evangelio"). La obra de Don Jorge fue la educación religiosa de los niños, de los chicos, de las chicas y de los jóvenes realizada por seglares preparados. La actividad de la Sociedad estaba y está basada sobre todo en la vida espiritual. Cada miembro de la asociación debe buscar la perfección cristiana, modelando la misma vida sobre Cristo Crucificado. Para realizar de lleno tal unión con Dios y para desarrollar mejor el propio deber al servicio del Reino, los miembros de la Sociedad se obligan al celibato. Su vida de íntima unión con Cristo en la Iglesia se fortalece a través de la participación activa en los sacramentos, de la mortificación, de la renuncia de si para cumplir la voluntad de Dios, de la dirección espiritual y la oración unida al trabajo cotidiano.

Espiritualidad

Don Jorge se dirige a la gente el 15 de agosto de 1954, con ocasión de la bendición del terreno dónde fue construida la Sede de la Societas Doctrinae Christianae (SDC) en Blata l-Bajda, Malta

Don Jorge logró asimilar de las muchas formas de espiritualidad todo lo que, reelaborado de una forma suya personal, pudo revelarse apto a su sociedad. San Vicente de Paoli, san Felipe Neri, san Alfonso María de Liguori, san Francisco de Asís, san Ignacio de Loyola, santa Teresa de Jesús y san Juan de la Cruz fueron por él bien conocidos, como testimonian sus escritos. Su personalidad original y creativa, en cambio, lograba asimilarlos en su espíritu y expresarse de una manera fresca, simple y original. Lo mismo hacía con la liturgia. Solía decir: "mi pan lo hago con la harina que tomo del costal de los otros. A fin de cuentas todos tenemos que sacar de un único costal: el Evangelio."Don Jorge supo partir el pan de la Palabra en pequeños trozos, que cada uno podía mascar bien y asimilar para el bien del alma. Pensamiento central de su espiritualidad y su teología fue la encarnación: "Verbum Dei carofactum est" ("El Verbo de Dios se hizo carne"). Tomadas estas palabras como lema y emblema distintivo de la Sociedad y de su vida. A ejemplo del Maestro, Don Jorge se encarnó en la vida del pueblo maltés, y optando por el pequeño, el pobre, el enfermo, el doliente, el pueblo simple, que es a menudo víctima de cuantos ejercen el poder, trató de querer a Dios con toda el alma, de todo corazón, con todas las fuerzas.

Relación con los Carmelitas

Un billete dirigido a Fray Alberto Buttigieg, O.Carm, en el que escribe: "He recibido su carta, y le informo que acepto las felicitaciones que me envía: y también le deseo las mismas felicidades a Ud. Sac. Giorgio Preca, 20 de diciembre de 1938"

En su vida cristiana Don Jorge no se conformó con lo mínimo. De niño siempre vistió el escapulario, de grande quiso comprometerse más en el seguimiento de la Virgen María, convirtiéndose en Terciario Carmelita. Fue inscrito en Santa Venera el 21 de julio de 1918 por el Padre Cirilo Ellul, O.Carm, y profesó el 26 de septiembre del año siguiente delante del Padre Franco Ellul, O.Carm. En su profesión eligió al nombre de "Franco" como el Beato carmelita Franco de Sena, quien antes de dedicarse totalmente a Dios y a la Bienaventurada Virgen, había vivido una vida lejana del Creador. Don Jorge eligió el nombre de este beato porque se consideraba él mismo un gran pecador...... una característica de muchos santos. Conoció muy bien la vida del Beato y trató de imitarlo en sus virtudes. Se sintió un verdadero miembro de la Familia Carmelita hasta el punto que muchas veces, en sus escritos, se presentaba como Carmelita, utilizando su nombre de Terciario en lugar del propio. Por su celo fue invitado bastantes veces por los Directorios locales de la Tercera Orden a tener conferencias en diversos centros. En 1952 como reconocimiento a su incansable divulgación de la devoción a la Virgen del Carmen, Don Jorge fue afiliado a la Orden Carmelita por el Prior General P. Kilian Lynch, O.Carm. Sus relaciones con los Carmelitas siempre fueron cordiales y amigables. Don Jorge vivió los últimos años de su vida en Santa Venera, en la parroquia de los Carmelitas, donde antes de pasar a la vida eterna fue confortado con los santos sacramentos por el P. Kilian Azzopardi, O.Carm. 

Hijo del Carmelo

La Orden del Carmen se empeña en el seguimiento radical de Jesucristo por los consejos evangélicos y los valores fundamentales de la contemplación, la hermandad y el servicio al pueblo de Dios, siguiendo el ejemplo del Profeta Elías y de la Virgen María. 

El Profeta Elías: El espíritu del Profeta ha sido incisivo en la vida de Don Jorge y en todo lo que hizo. Trató de imprimir en sus seguidores una vida de comunión con Dios y de servicio a la gente. La oración fue el punto central de su acción. Durante el día a menudo se apartaba a orar. Estaba orgulloso de llevar el apellido "Preca", una palabra derivada de la palabra latina "preces" que significa "oración": "para no olvidar que tengo que ser un hombre de oración" decía. A tal fin compuso un manual de oraciones cotidianas para los miembros de la Sociedad y lo puso bajo el patrocinio del Profeta Elías, el hombre lleno de celo y caridad hacia Dios y su pueblo. Quiso que sus seguidores, además de la conmemoración del 20 de julio, dedicaran cada quinto domingo del mes al Profeta Elías. De manera semejante al Profeta Elías, el corazón de Don Jorge ardió por "el Dios de los ejércitos" (1Re 19,10). Recorrió toda Malta para predicar el amor y la justicia de Dios, y para animar la gente a la conversión. Quiso que Dios fuera conocido y querido de todo corazón por el pueblo. Su Institución y el mismo sentido del nombre "MUSEUM", resuena y recuerda las palabras del Profeta Elías: ".... que este pueblo sepa que tú eres el Señor Dios...." (1Re 18,37). No se cansó nunca de ayudar a los más necesitados, los afligidos, los enfermos. 

Una representación que recuerda a Don Jorge y su relación con la iglesia de Santa Venera y su devoción a la Virgen por medio del Escapulario.

La Virgen María: La devoción que Don Jorge nutrió por la Virgen María derivaba de una teología sana, cristocéntrica, por la que fue llevado a reconocer su preeminencia en el plan de la salvación. Movido por esta profunda fe se empeñó fuertemente, con su palabra y con sus escritos, a alimentar en el pueblo una devoción auténtica hacia la Madre de Dios. Como un verdadero Carmelita expresó la vecindad amorosa de María al pueblo a través de la devoción del Escapulario, señal de consagración a Ella e instrumento eficaz de evangelización. En su apostolado Don Jorge se jactó de buena gana de esta señal para acercar el hombre a Dios por María. En sus prédicas acerca de la Virgen María, Don Jorge recomendaba casi siempre el Escapulario. En uno de sus escritos (1947), Don Jorge dice: "se tiene que entender bien el sentido de las palabras de María Santísima: el Escapulario es una señal de hermandad con ella. ¡Qué honor es éste que la Madre de Dios te trate como a uno de sus hermanos! Con qué fervor se tiene que vestir el Escapulario del Carmen!" Don Jorge siempre recordaba a quien vestía el Escapulario que no abusara de la materna protección y que viviera la consagración en la gracia. Cuando instituyó el MUSEUM, deseó que el domingo siguiente al 16 de julio, los miembros de la Sociedad se encontraran para tratar de las seis virtudes principales de María, para imitarla y dedicarse a Ella. Para Don Jorge más que nada el Escapulario del Carmen significaba un vestido espiritual, el de las virtudes de María. En otra obra, "Los santos nos hablan", refiriéndose a la visión de san Simón Stock, imaginó que el santo recomendaba: "Vestíos de María, vosotros que amáis a María." Predicó incansablemente esta devoción; incorporó a la Familia Carmelita por los Escapularios a centenares de personas. Solicitó a sus seguidores que siempre lo vistieran y quiso que también ellos fueran apóstoles del Santo Escapulario. En la Regla dejó escrito que los socios encargados de predicar durante las misiones parroquiales procuraran promover esta devoción sea con la predicación que con la incorporación a la Familia Carmelita de todos los participantes a estas conferencias. Además, quiso que todos los chicos del MUSEUM, después de su primera comunión, se revistieran del Escapulario del Carmen, y estuvieran bajo la materna protección de Aquella a la que el propio Dios confió su Hijo.

Conclusión


Una representación con Don Jorge y los miembros del MUSEUM

Los límites de Don Jorge no fueron pocos, pero uno se queda también maravillado viendo cómo supo adelantarse a los tiempos y a la puesta al día del Concilio Vaticano II: la importancia dada a la Biblia, el empleo del maltés para hacer llegar más directamente al pueblo la Palabra de Dios, el "status" asignado a los laicos en la evangelización y en la Iglesia, el método popular en la enseñanza catequística. Fue natural que la gente acudiera a sus prédicas, confiara en él, se agolpara en sus catequesis y los padres confiaran de buena gana sus niños a sus catequistas. Don Jorge murió el 26 de julio de 1962, a la edad de 82 años, pero su presencia y el atractivo de su espíritu todavía son oídos casi en todas las familias maltesas. Don Jorge Preca es el santo de nuestros tiempos, no tanto por los hechos extraordinarios que se recuerdan de su vida, sino sobre todo por su monumento vivo que es la Sociedad del MUSEUM, hoy operante también en Australia, Sudán, Kenia, Gran Bretaña, Albania y Perú. Don Jorge es un hijo digno del Carmelo, pero no sólo porque ha sido un Terciario Carmelita o porque vistió el Escapulario y predicó la Virgen, sino más bien porque vivió una vida de intimidad y unión con Dios y de servicio a los hermanos siguiendo el ejemplo de la Virgen María y del Profeta Elías. 
 

LA VOZ DE 
LOS PERIÓDICOS MALTESES

en la desaparición de Don Jorge Preca


El P. Joseph Chalmers, Prior General de la Orden Carmelita, 
en la tumba del Ven. Don Jorge, el 10 de mayo del 2000, 
durante su visita a Malta

IL-POPLU, 3 de agosto de 1962

"Al día siguiente de la muerte del Profesor Anastasio Cuschieri, O.Carm., Malta sufrió otra pérdida dolorosa; en la persona de Don Jorge, del MUSEUM. Estamos perdiendo a gente que no será fácil encontrar quien pueda reemplazarla."

THE BULLETIN, 28 de julio de 1962

"Don Jorge ya no está entre nosotros. ¿Quién puede olvidarle? Lo recordarán ciertamente los millares de almas que buscaron sus consejos para tener la paz de sus conciencias, los niños que le corrieron detrás para pedirle la bendición, los millares que tuvieron la buena suerte de leer sus escritos, que son su monumento perenne." 

BULLETIN (AUSTRALIA), 24 de agosto de 1962

"Don Jorge Preca ha acabado la misión que le fue confiada por el buen Dios. Ha hecho el mundo mejor, suscitando en la Iglesia una sociedad seglar, que parece que está destinada a crecer bajo su guía inspirada y a extenderse en todo el mundo. Él fue muy conocido como confesor, director de almas, escritor y maestro espiritual. La gente lo quiso, porque antes que predicar, él hablaba. Hablaba el lenguaje simple de la gente. Hablaba sobre todo con convicción, que brotaba espontánea de su fe experimentada. Es opinión general que haya sido él el que haya salvado nuestras islas de la ignorancia religiosa." 

  • Un sello emitido por la oficina filatélica maltesa con ocasión del primer centenario del nacimiento de Don Jorge

IT-TORCA, 28 de julio de 1962

"Su sueño fue ver al pueblo de estas islas bien arraigado en el amor de Dios y del prójimo; verlos vivir como hermanos, unidos en una sola fe, siempre en paz y armonía entre ellos. Fue tal su santidad, que era tenido por la mayor parte del pueblo de Malta y Gozo como el hombre de Dios." 

IL-BERQA, 3 de agosto de 1962

"Don Jorge tuvo un amor inmenso por la gente del pueblo; sus prédicas venían del corazón. ¿Quién nunca podrá decir cuántos corazones haya consolado, de cuántas obras de caridad haya sido inspirador, cuántas almas haya acercado a Dios? Fue un sacerdote de sacrificio y edificación, hasta el último aliento de su vida. Sacerdotes como Don Jorge quedan siempre vivos, también después de su muerte, en la estela luminosa de virtud que dejan detrás de si." 

LEHEN IS-SEWWA, 28 de julio de 1962

"Don Jorge siempre nutrió un aborrecimiento profundo por todo lo que sabe a hombre de mundo. El dinero no tuvo nunca alguna influencia sobre su corazón. En efecto, no llevó nunca consigo dinero. Lo mismo se puede afirmar por cuanto concierne los honores. Siempre buscó el pasar desapercibido y nunca se le vio en lugares de ruido o diversión. Siempre fue un hombre de sacrificio y siempre ejemplar en todo." 

SUNDAY TIMES OF MALTA, 29 de julio de 1962

"Don Jorge esparció por toda la isla la devoción al Verbum Dei, a la medalla milagrosa y al Escapulario del Carmen. El monumento de Don Jorge no desaparecerá nunca entre nosotros, porque no es un monumento hecho de mármol o bronce sino un monumento viviente: la Sociedad del MUSEUM por él fundada." 

THE BULLETIN, 31 de julio de 1962

"No tenemos en Malta una fuerza espiritual que pueda compararse con la Sociedad del MUSEUM. Como los fundadores de los grandes movimientos religiosos, Don Jorge nos ha dejado en herencia una organización apostólica intensamente arraigada, que obra principalmente entre las clases obreras. No tenemos a un sacerdote más respetado y venerado que el difunto Don Jorge Preca." 

IL-HADDIEM, 5 de agosto de 1962

"Los méritos del trabajo apostólico llevado a cabo por Don Jorge son incalculables. Pero su más grande mérito ha consistido en haber sido en nuestro islas el pionero del apostolado seglar. Para medir las dimensiones de la figura de Don Jorge tenemos que tomar en consideración este hecho evidente. Fue Don Jorge el primero que tuvo la idea de organizar a los seglares para hacer el apostolado. Fue todo una idea suya, original. Nadie antes de él concibió nunca la idea de grupos de seglares, organizados en cada parroquia, firmemente formados y activos en el trabajo del apostolado. Y es bueno recordarlo: esto ocurrió hace 55 años, en 1907." 

MALTA TAGHNA, 4 de agosto de 1962

"Traslucía en Don Jorge aquella sencillez y aquel entusiasmo que son una de las notas características y auténticas de la santidad. Su filosofía de la vida estaba totalmente orientada al amor y al sacrificio. La gente cuando se encuentra con un santo auténtico, enseguida intuye su santidad y no se engaña. Y es por esto que todos, generación tras generación, quisieron siempre a Don Jorge y le siguieron. Le siguieron también el día de su funeral, porque fueron cerca de 20.000 los que se reunieron en Hamrun, para dar el último saludo a su cadáver." 

El Superior General de la SDC, Sr. Víctor Delicata, le presenta al Prior General, P. J. Chalmers, una copia de la Positio para la causa de beatificación de Don Jorge. (Foto: P. A. Vella, O.Carm., Consejero General, P. J. Chalmers, Sr. V. Delicata, P. A. Zammit, O.Carm., Provincial, Sr. J. Formosa, Secretario General, SDC)


 

Para más informaciones:

Sociedad Doctrina Cristiana

en español, italiano, inglés, alemán, francés, portugués, maltés


image
Precedente | Arriba | Siguiente | Novedades | Mapa del Sitio | Home Page
  Búsqueda | Libro de Visitantes | Lista de Direcciones | Web Master

Última revisión: 10 mayo 2006